ANDREU CARULLA, EL CREADOR DE HETKI

Detrás del diseño de Hetki, la colección de colgantes que capturan momentos, está Andreu Carulla y su estudio de diseño industrial situado no muy lejos del lago de Banyoles. Andreu es cercano, ocurrente y tan brillante como sus creaciones. Entiende el diseño como un reflejo del estilo de vida mediterráneo y crea productos vivos y brillantes, intentando que dibujen una sonrisa en las personas que los llevan, los usan o interactúan con ellos.

joidart-hetki-andreu-carulla-02

Con él hemos compartido la conceptualización y creación de Hetki. ¡Ha sido un proceso apasionante! Hetki es una de las piezas más complejas que hemos realizado en Joid’art. El proyecto era todo un reto y lo conseguimos a base de muchas pruebas, muchas ganas y también algunos nervios. Fueron momentos únicos, tan prolíficos como las cinco versiones de Hetki que han acabado viendo la luz. Esta entrevista es una muestra de la buena sintonía que hemos tenido y tenemos con Andreu.

Andreu, defínete en tres palabras.
Apasionado, inquieto, tozudo.

Cuéntanos un poco quién eres y cuál es tu trayectoria profesional.
Soy el padre de Emma e Isaac y el marido de Míriam, pero si quién soy lo define mi profesión se podría decir que soy un creador de objetos o diseñador industrial.
Empecé profesionalmente antes de finalizar la Universidad en el departamento de I+D de una multinacional. Seguidamente pasé por varios estudios de diseño hasta que en 2006 fundé el mío propio en mi ciudad natal, Banyoles (Girona).
El estudio ha evolucionado des de entonces: 3 mudanzas y varias incorporaciones hasta llegar al equipo de 5 que trabajamos hoy en un antiguo molino cerca del monasterio del pueblo.
Diseñamos todo tipo de objetos, des de pequeñas peonzas hasta un autobús, esto nos permite aprender de todos los sectores para los que trabajamos y aplicar soluciones inéditas en cada uno de ellos.

¿Cuándo y cómo supiste que querías ser diseñador?
El cuándo no lo sé, pero lo que sí sé es que es totalmente vocacional. Desde pequeño me gustaba desmontar y reconstruir pequeños objetos. Yo quería ser inventor por lo tanto me guiaron hasta ingeniería, pero allí no encajaba para nada y descubrí que lo mío era el llamado Diseño Industrial.

Has colaborado con el restaurante El Celler de Can Roca, tienes un premio Red Dot… ¿de cuáles de tus productos estás especialmente orgulloso?
Esta pregunta es francamente difícil, ya que a todos los pongo corazón y cerebro. Para mi todos y cada uno tiene algo especial, son como pequeñas reflexiones o soluciones que tienen una historia detrás.
El trabajo que hacemos para El Celler es muy especial, ya que es pura creatividad, ellos no ponen límites sino todo lo contrario, me empujan para llegar aún mas lejos.
En cuanto a los premios, siempre es un placer que destaquen alguna de tus creaciones, nunca sabes si lo que estas diseñando se va a entender o va a encajar, y cuando te dan un premio o reconocimiento parece que vas por el buen camino. De todas formas, es siempre desde un criterio subjetivo y hay muchos productos que tendrían que estar archi-galardonados y nunca lo serán.

¿Existe un estilo de diseño Andreu Carulla?
No es tan evidente como podría ser en otros diseñadores, pero espero que sí. Trato de dotar de concepto a todos los proyectos, pero también cabe decir que soy diseñador industrial y me debo en muchos casos al cliente, quien pone límites y requerimientos. Este “corsé” no me permite trabajar libremente como un artista pero me siento muy cómodo buscando esta solución oculta entre la viabilidad industrial, la funcionalidad y la belleza de la pieza. Y cuando puedo le doy un toque de humor…

¿Cuáles son tus influencias?
Me alimento de pequeños momentos mágicos: cuando mi hija se cuela en nuestra cama a las 6am; ver salir el sol corriendo por las montañas del lago; el café mañanero con todo el equipo en el estudio; cuando mi hijo imita al dinosaurio t-rex…
Al ser totalmente vocacional, vinculo absolutamente todo con el diseño, por lo que todo afecta directamente a mi trabajo. Digamos que siempre estoy trabajado (o nunca…).

¿Qué te impulsó a colaborar con Joid’art?
La relación con Joid’art ha sido de las más curiosas que he tenido a nivel profesional. Resulta que des de hace ya 4 años que estamos en contacto para hacer una pieza juntos. Curiosamente, cada primavera des de 2012 hemos tenido una reunión o intercambio de e-mails para ver qué podíamos hacer conjuntamente ¡hasta que esta primavera finalmente ha fructificado!

¿Cómo ha sido el proceso creativo de este proyecto?
Absolutamente diferente del resto de proyectos que estamos haciendo. Nosotros lo empezamos como hacemos habitualmente: conceptualización, modelado 3D, renderización… Pero con estas herramientas no conseguíamos la poesía que requería el proyecto, así que acabamos tocando, modelando a mano, usando plastilina, cera, cobre, alambre, etc. Ha sido un proceso totalmente empírico y manual. Las reuniones con Cristina Julià fueron efervescentes y muy productivas. Con su dilatada experiencia en el sector nos guió y puso un ritmo frenético para llegar a tiempo a la fecha.
También contamos con la colaboración de Run en el diseño del packaging que refuerza el concepto de la joya y esperemos que ayude a que se entienda mejor.

¿Qué tipo de joyas te gustan?
No hay una especifica, pero en general me atraen mas los collares largos, parece que pueden pasar mas “cosas” en el recorrido.

Un momento para capturar.
Primera cita, lectura de un test de embarazo. O momentos más básicos como un buen café, saltar des de las rocas en la Costa Brava, calcetines de lana en invierno… Todos pueden ser especiales, depende de cómo los vivamos. Y mucho mejor cuando son bien acompañados.

Un material
¡Todos los materiales! Me encanta la diversidad, la plasticidad propia de cada uno, la combinación de ellos. Lana, yute, seda, fieltro; cobre, aluminio, acero al carbono, inoxidable; hormigón, fibra de vidrio, cerámica, porcelana, mármol de macael; madera de roble, nogal, iroko; vidrio pirex, carrara… incluso los plásticos, aunque se tienen que usar con responsabilidad e inteligencia.

Un color
La carta de “todos” ya la he gastado en la pregunta anterior, o sea que aquí me tengo que definir… Depende de donde se apliquen: para vestir colores cálidos y más bien discretos. Cuando diseño, el color siempre lo dejo para el final y me cuesta mucho decidir. Intento que el producto no destaque por el color sino por el material.
Si me tengo que mojar voy a ser aburrido: el negro. No falla.

Una obra de arte
Elefantdret de Miquel Barceló. Sorprendente, divertido y técnicamente muy exigente.

¿Cuál de las 5 versiones de Hetki es tu preferida? ¿Por qué?
Si tuviera que elegir una para regalar a mi mujer seria la Sublime. Si lee esto se va a desvelar la sorpresa de Navidad…

¿Qué guardarías dentro de una joya Hetki?
Yo tendría un arsenal de cositas para ponerle dentro. Empezando por piedrecitas de distintos sitios que me gusten, hasta pequeñas piezas de juguetes de mis hijos o incluso alguna hoja, ramita o flor que me encuentre paseando.
Me parece que vamos a tener que hacer la versión masculina…

Veremos… ¡Muchas gracias Andreu!
Gracias Joid’art team, ¡es un placer trabajar con vosotras!

Andreu-Carulla-Joidart-Barcelona06

Andreu-Carulla-Joidart-Barcelona07

Andreu-Carulla-Joidart-Barcelona04

Andreu-Carulla-Joidart-Barcelona03

jewels online shop Joid'art

Andreu-Carulla-Joidart-Barcelona02

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Esta entrada fue publicada en WE LIKE ARTISTS (ES) y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>